Curiosidades del Jamón Ibérico de Bellota

Curiosidades del jamón ibérico de bellota

Curiosidades del Jamón Ibérico de Bellota. Disfrutar de un buen jamón ibérico de bellota es más que una experiencia gastronómica, es un viaje a través de la tradición, la artesanía y la riqueza de los sabores auténticos. El jamón ibérico es uno de los productos más valorados de la gastronomía española. Es la auténtica joya de la dieta mediterránea. Aquí os contamos algunas curiosidades del Jamón Ibérico de Bellota.

Algunas Curiosidades del Jamón

-Los Romanos: Consumido en España desde hace más de 2.000 años, fue introducido por los romanos. Los romanos eran conocidos por sus prácticas agrícolas avanzadas y por introducir diversas técnicas en la producción de alimentos. En la península ibérica, estaban involucrados en la cría de cerdos y se sabe que consumían su carne como parte de su dieta.

-Brillo: El brillo en una loncha de jamón ibérico de bellota proviene de la infiltración de grasa en el tejido muscular durante el proceso de engorde del cerdo en la montanera. La grasa en el músculo le da esa apariencia brillante y jugosa, que es un indicativo de calidad.

-Losa de mármol: La textura de una buena loncha de jamón ibérico de bellota a menudo se compara con una «losa de mármol». Esto se debe a la distribución homogénea de la grasa entre las fibras musculares, lo que resulta en una textura suave y fundente en boca. Esta característica es el resultado de la alimentación y la vida activa del cerdo en las dehesas.

-Veteado de grasa: El veteado de grasa es una de las características más apreciadas en el jamón ibérico de bellota. Este patrón de grasa intramuscular contribuye a la jugosidad, el sabor y la suavidad del jamón. La infiltración de grasa en el músculo durante la montanera es lo que crea este veteado.

-Conservación: La mejor manera de conservar el jamón es taparlo con su propia grasa, ya que el contacto directo con la grasa evita la oxidación que se produce al tener contacto con el aire.

Jamón Ibérico de Extremadura Deheseo

-Nuestras piezas tienen un mínimo de 4 años de curación.

-Su sabor es ligeramente dulce, muy redondo en boca, con notas de fruto seco.

Caña fina y alargada.

-Nuestra materia prima se encuentra en las dehesas de la Sierra suroeste, comarca de la provincia de Badajoz. Este enclave constituye una de las masas forestales de encinar y alcornocal más extensas y mejor conservada de la Península Ibérica. En este lugar privilegiado, de relieves escarpados, criamos nuestro animal más icónico, el cerdo ibérico.

-Nuestra línea de crianza es muy diferenciadora. Para poder aportar ese extra de calidad a nuestros producto, nuestros cerdos pastan libremente en nuestras dehesas desde los 2 meses de edad (después de destete) y hasta que termina la montanera, algo inusual. Así, el que nuestros cerdos estén desde los dos meses pastando es un factor muy diferenciador y favorece a que el animal se ejercite desde sus primeras etapas de crecimiento y pueda tener una alimentación más variada a lo largo de su vida.

Además, este ejercicio continuo produce una mayor infiltración intramuscular, dando lugar al aroma, textura y sabor tan característico de nuestros jamones Deheseo.

Destacar también que cada cerdo tiene a su disposición 20.000 m2 de dehesa para pastar, siendo el doble de la extensión mínima requerida.

Compra Jamón Deheseo en nuestra tienda online de productos premium sostenibles.

Mi carrito0
Aún no agregaste productos.
Seguir viendo
0